Carne de pavo

¿Por qué debes incluir en tu dieta la carne de pavo? Principalmente por sus características nutricionales.

Se trata de una carne digestiva, baja en calorías, en grasas y en sal, lo que la convierte en apta para todos los públicos en cualquier estado nutricional, desde mujeres embarazadas o en periodo de lactancia, bebés, niños o adolescentes, ancianos y hasta para adultos sanos que cuidan de su alimentación.

En el mercado se puede encontrar un amplio despiece de carne de pavo, lo que permite elegir entre un montón de piezas diferentes, con un sabor y una textura para todos los gustos.

1959_5148_m

 

 LA PECHUGA Es la pieza más conocida, de la que se obtienen apetitosos filetes, es carne blanca y la parte con  menos grasa del pavo.

 

 

 

s489621771760961130_p144_i75_w579 

BLANQUETA  Es la pieza que corresponde a la parte superior del ala. Su carne es muy sabrosa y delicada. Resulta muy apropiada, entre otras preparaciones, para fritos y en guisos con distintas verduras.

 

 

972400

 

CONTRAMUSLO A veces comercializada como osobuco, corresponde a la parte siguiente al muslo. Para consumir a modo de bistec, con pocas calorías y muchas proteínas.

 

 

 

imagen_206_1

ALÓN Es la parte siguiente a la blanqueta y también es muy sabrosa. A veces se desecha, pero es por falta de costumbre o por no saber como prepararlas. Es ideal para hacer caldos ligeros, o caldo para papillas de bebé.

 

 

 

1305197181312JAMONCITOS O MUSLITOS Corresponde a la parte inferior de la pata del pavo. Tiene una carne muy jugosa y apetitosa, que a diferencia de la pechuga es carne roja.

 

 

 

 

originalREDONDO Se elabora con la carne de la pierna deshuesada y enrollada, cuya atractiva presentación se mantiene gracias a una malla.

 

 

 

 

RECETAS CON PAVO

Jamoncitos de pavo al moscatel

Pata de pavo al horno con verduras

Pata de pavo al horno con verduras

Estofado de pavo

 

You can leave a response, or trackback from your own site.

Leave a Reply